Mi iPhone ha muerto

iPhone muertoPues eso, mi iPhone ha muerto… de momento, ya que estoy haciendo todo lo posible porque reviva. Por ahora no tengo mono físico ni psicológico al pasar de estar conectado las 24 horas a pasar al “apagón digital”, pero nunca se sabe… Estas cosas son como la alergia, se manifiestan a veces de forma espontanea.

Este finde ha sido increíble, hemos visitado Ecija y El Rubio, he comido como hace años no comía, (muy bueno todo), solo de pensarlo ya me siento lleno… También ha sido genial, evidentemente, por estar en compañía de María y buenos amigos. La verdad no puedo quejarme pues incluso han salido planes futuros para otros viajes; y que mi iPhone no encendiera, en ese momento, no ha sido una preocupación. Yo creo que realmente no he sido consciente hasta ahora (llegan los primeros síntomas) que, realmente, me encuentro aislado, que soy un paria en esta sociedad en la que si no estas conectado no eres nadie, no te enteras de nada, no sirves para nada…

Bueno, ahora en serio, lo digo solo porque hasta nueva orden no me llegarán whatsapp, mensajes ni cualquier notificación que me llegara antes a través del teléfono, así que hasta nueva orden regreso al año 2008 en el que no existían la conectividad continua y nos relacionabamos como toda la vida, delante de un café o una cerveza. Lo máximo eran los sms y las llamadas telefónicas y ahora a veces cuando nos llaman no reconocemos ni las voces de lo poco que las escuchamos…

Pues hasta nueva orden dejo de ser un ciudadano digital… Un beso… o no… nunca se sabe.

Deja un comentario