Campamento Base

LolonaPronto (aunque este año voy tarde) haremos el primer campamento base del verano y la verdad no veo la hora de salir dirección El Palmar.

Aun recuerdo con nostalgia años pasados en los que a estos campamentos base ibamos todos los amigos y menudos dias y noches nos pegábamos allí. Maravillosos viajes, mágicas noches y botellines, muchos botellines…

Esas mañanas que nada mas abrir los ojos mirabas al mar en busca de olas, despertabas a los que aun estaban dormidos y en marcha, todos juntos, a desayunar a la Venta Piñero. Que malas caras se veían, pero en cuanto recordábamos la noche… rápidamente todo volvían a ser risas…

Desde luego que no esta pagado ese despertar junto al mar, solo ponerte el bañador, las chanclas y tirar a la playa con los bártulos. Nada de coger coche, nada de buscar aparcamiento, nada de aglomeraciones en la playa, nada de horas buscando hueco para poner las cosas, nada de ver edificaciones colosales y aberrantes.. era (y por suerte aun es) lo mas parecido a estar en la naturaleza… A sentirte libre

Pero todo cambia y ese tipo de viaje ya no se da, cada uno va haciendo su vida, da importancia a las cosas que le gusta (cosa totalmente comprensible) y hace planes y viajes según le apetece…

Sin embargo, yo intento seguir fiel a ese principio, buscando nuevas personas para compartir aficiones y mas campamentos base así que… búscame en El Palmar… Suelo estar por allí

Un beso… o no… nunca se sabe

Deja un comentario